Coyuntura Nacional

Boletin Semanal

Suscribirse aqui

Argentina quiere el gas que Brasil deje de comprar en 2019


Argentina estudia la posibilidad de comprar los excedentes de gas natural que deje de importar Brasil luego de 2019, cuando finalice el contrato   Gas Supply Agreemen (GSA),  informó  ayer el embajador del vecino país, Normando Álvarez.

 
Según el  diplomático, la negociación directa con nuevos actores del mercado brasileño a la cual se enfrentará Bolivia con motivo de la finalización del contrato de compra venta del energético  en 2019, le permitirá a su país   comprar mayores volúmenes de gas.

"Ya en noviembre o diciembre vamos a tener un ducto nuevo con Bolivia y eso nos va a dar la capacidad de comprar más gas, porque, además, la información que tiene el ministro de Energía de Argentina es que Brasil va a comprar menos y nosotros vamos a poder absorber esos excedentes con el tiempo”, destacó.

El embajador indicó que si bien las autoridades bolivianas  se han reunido con Gobernadores de Brasil y existe la posibilidad de vender gas a distribuidores e industrias, el volumen que se podrá colocar  a estos actores será menor del que   se envía actualmente.
 
"Ya hace unas semanas se habló de eso y el Ministro de Energía de Argentina tenía información que Brasil iba a comprar menos, pero no es lo mismo que   compre un gran país (Estado) a que compren sólo unos estados y empresas”, complementó.
 
Por otra parte, el diplomático sostuvo que, a pesar de los avances y desarrollo que tiene Argentina con  yacimientos interno,  el gas boliviano seguirá siendo fundamental para cubrir la demanda. "De acuerdo con los expertos, aunque Vaca Muerta cubriría bastante la demanda de Argentina, es un sistema bastante costoso de exploración y también de consumo, por eso el Gobierno argentino considera que Bolivia es un socio importante”, remarcó Álvarez.

Además, las tareas de exploración en Vaca Muerta pueden tomar entre cinco a seis años y llegar al rendimiento máximo del campo recién entre 2025 y 2030. Las inversiones superan los 11.000 millones de dólares.
 
Por otra parte, el diplomático destacó que en la actual coyuntura Bolivia no sólo se envió los volúmenes comprometidos de gas, sino que exportó  más de las nominaciones promedio, por lo que el Gobierno argentino se encuentra conforme.
 
Cuatro estados de Brasil,  Santa Catalina, Mato Grosso, Mato Grosso del Sur y Paraná buscan abastecer sus mercados con gas natural de Bolivia. "Nos hemos reunido junto al Gobierno boliviano para buscar una importación directa de gas. Existe el interés de la comprar directamente del gas boliviano”, informó en febrero el presidente de  MSGAS, distribuidora de gas del estado de Mato Grosso del Sur de Brasil, Rudel Espíndola Trinidade. 

FUENTE: PÁGINA SIETE

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar