Boletin Semanal

Suscribirse aqui
En un entorno de fuerte caída del precio del crudo, Repsol obtuvo en el primer semestre de 2015 un beneficio neto ajustado de 1.240 millones de euros, cifra que supera en un 35% a los 922 millones de euros obtenidos en los primeros seis meses del año 2014. Este resultado, que mide específicamente la marcha de los negocios de la compañía, pone de manifiesto la fortaleza de su modelo integrado. ###

Repsol obtiene un beneficio neto ajustado de 1.240 millones de euros

 

En un entorno de fuerte caída del precio del crudo, Repsol obtuvo en el primer semestre de 2015 un beneficio neto ajustado de 1.240 millones de euros, cifra que supera en un 35% a los 922 millones de euros obtenidos en los primeros seis meses del año 2014. Este resultado, que mide específicamente la marcha de los negocios de la compañía, pone de manifiesto la fortaleza de su modelo integrado.

 

  Repsol/ENERGÍABolivia

 

 

Según la compañía, el resultado neto (MIFO) ascendió a 1.053 millones de euros, cifra que compara con los 1.327 millones de euros del primer semestre del año anterior, en el que se incluyeron 616 millones de euros de resultados extraordinarios por la venta de negocios de GNL y de las acciones no expropiadas de YPF. Repsol remarca que la cotización internacional de los precios del crudo experimentó en el período una caída próxima al 50%.

 

Con la integración de Talisman, Repsol ha superado sus objetivos estratégicos de producción y reservas, convirtiéndose en una de las 15 petroleras privadas más importantes del mundo, con mayor presencia en mercados internacionales y en países de la OCDE.

 

La producción del Grupo alcanzó en junio una media de 660.000 barriles equivalentes de petróleo al día, lo que supone un aumento del 86% frente a los 355.000 barriles equivalentes de petróleo al día producidos de media en 2014.

 

El aumento en los resultados de Downstream, del 115%, compensó la fuerte caída de los precios del crudo. El margen de refino se situó en el semestre en su máximo histórico, 8,9 dólares por barril, con lo que la compañía lidera el sector en Europa.

 

LA MARCHA DE LOS NEGOCIOS

 

Repsol alcanzó en el primer semestre de 2015 un beneficio neto ajustado de 1.240 millones de euros, cifra que supera en un 35% a los 922 millones de euros de los primeros seis meses del año 2014. Este resultado, que mide específicamente la marcha de los negocios de la compañía, pone de manifiesto la fortaleza de su modelo integrado (Upstream- Downstream) y resulta especialmente significativo en el actual contexto de bajos precios del crudo.

 

La calidad de los activos industriales y la eficiencia de los procesos en los negocios del Dowstream han permitido a Repsol aprovechar la mejora de márgenes internacionales y compensar los resultados del Upstream, afectados directamente por la fuerte caída de los precios internacionales del crudo y la interrupción de la producción en Libia.

 

 

El resultado neto (MIFO) ascendió a 1.053 millones de euros, que comparan con los 1.327 millones de euros obtenidos en el mismo periodo del ejercicio anterior, en el que se contabilizaron 616 millones de euros provenientes de la venta de activos de GNL y de las acciones no expropiadas de YPF. Excluyendo este efecto, el beneficio neto habría superado al del año anterior.

 

TALISMAN

 

Los resultados del primer semestre incluyen, a partir del 8 de mayo, la integración de Talisman. Esta operación ha permitido a Repsol superar ampliamente los objetivos marcados en su Plan Estratégico 2012-2016 y, prácticamente, duplicar sus volúmenes de reservas y de producción. Repsol ha pasado a ser una de las 15 petroleras privadas más importantes del mundo, ha incrementado la diversificación de sus activos y aumentado su presencia en los mercados internacionales, especialmente en países de la OCDE. La compañía ha incorporado activos en producción de primera calidad y áreas de gran potencial exploratorio en Norteamérica (Canadá y Estados Unidos) y el Sudeste Asiático (Indonesia, Malasia y Vietnam), así como en Colombia y Noruega, entre otros países.

 

 

UPSTREAM

 

Con la integración de los activos de Talisman, Repsol ha alcanzado una producción media en el mes de junio de 660.000 barriles equivalentes de petróleo diarios, lo que supone un aumento del 86% frente a los 355.000 barriles equivalentes de petróleo al día producidos de media en 2014. La producción media en el semestre ascendió a 440.000 barriles equivalentes de petróleo al día, contabilizándose los activos de la compañía canadiense desde el 8 de mayo.

 

De los activos de Talisman proviene buena parte del incremento de la producción, principalmente en Norteamérica y Asia. En concreto, en datos de media del mes de junio, estos proyectos en Estados Unidos y Canadá han incorporado 153.000 barriles equivalentes de petróleo al día, mientras que en Asia el volumen es de 90.000 barriles equivalentes de petróleo diarios. A esto hay que sumarle el notable incremento de la producción que Repsol ha obtenido en Brasil tras la conexión de nuevos pozos en el megacampo Sapinhoa.

 

Por otra parte, Repsol inició a principios de julio la producción en el megaproyecto Perla (Venezuela), el mayor descubrimiento de gas en la historia de la compañía y el campo offshore más grande de Latinoamérica. Cuenta con un volumen en el subsuelo cifrado en 17 billones de pies cúbicos de gas (Tcf), cantidad equivalente a 18 veces el consumo anual de gas de España y se espera alcanzar a finales de año los 450 millones de pies cúbicos al día.

 

 

Perla supone la puesta en marcha del octavo proyecto clave de crecimiento fijado en el Plan Estratégico 2012-2016. Los otros proyectos que ya están operativos son Sapinhoa (Brasil), Midcontinent (Estados Unidos), AROG (Rusia), Margarita- Huacaya (Bolivia), Lubina y Montanazo (España), Carabobo (Venezuela) y Kinteroni (Perú).

 

Ratifica que entre abril y junio la compañía ha tenido éxito exploratorio en seis pozos realizados en Estados Unidos, Argelia, Bolivia y Rusia, que se suman a los dos pozos positivos conseguidos en Rusia y Bolivia durante los tres primeros meses del año.

 

Los precios internacionales del crudo y gas de referencia han sufrido un fuerte descenso en el semestre. En concreto, los precios medios del Brent y del WTI cayeron un 47%, el primero hasta los 57,8 dólares/barril y el segundo, hasta los 53,3 dólares/barril. Por su parte, el Henry Hub redujo su cotización un 42%, hasta los 2,8 dólares por millón de BTU. El fuerte descenso de los precios internacionales ha incidido en los resultados del área de Upstream (Exploración y Producción), con un resultado negativo de 238 millones de euros en el que también influyó la interrupción de las actividades en Libia. Este resultado sería positivo si se excluyese el coste de la actividad exploratoria que lleva a cabo la compañía, ya que sus activos en producción siguen generando beneficios en el actual nivel de precios del crudo.

 

DOWNSTREAM: LIDERAZGO EUROPEO

 

El resultado del negocio de Downstream aumentó un 115%, hasta alcanzar 973 millones de euros (calculado en base a la valoración de los inventarios a coste de reposición, CCS). Ello fue posible por el mejor comportamiento de los negocios de refino, derivado de la eficiencia de las instalaciones, y a los resultados del plan puesto en marcha para aumentar la competitividad del área química.

 

La compañía asegura que durante el segundo trimestre del año se ha mantenido la tendencia observada desde enero hasta marzo, con un subida de las ventas en los negocios de refino y química. El margen de refino de la compañía alcanzó un nuevo máximo histórico en el semestre, 8,9 dólares por barril, con el que lidera el sector en Europa y supera notablemente los 3,5 dólares por barril del mismo periodo del ejercicio anterior. La elevada utilización de las unidades de refino ha permitido alcanzar esta cifra, que refleja la alta eficiencia de la compañía a la hora de convertir el crudo en productos de alto valor añadido. En concreto, las unidades de conversión han operado a un 102% de su capacidad. Es categórica en señalar que los resultados obtenidos en esta área ponen de manifiesto la calidad de los activos de Repsol, significativamente incrementada tras la puesta en marcha de los grandes proyectos acometidos en los últimos años en Cartagena y Bilbao.

 

En cuanto al área química, a la mejora del entorno internacional con la que se inició el año, indica que se ha sumado el aumento de ventas. “También hay que destacar el acuerdo alcanzado entre Repsol y el Grupo Kuo para ampliar su actual joint venture, Dynasol, que pasará a ser una de las compañías líderes en el mercado del caucho sintético, con una producción de más de 500.000 toneladas al año de materiales de alto valor añadido e ingresos estimados cercanos a los 750 millones de dólares”, precisa.

 

Esta iniciativa se enmarca dentro del Plan de Eficiencia de la Química, que durante el último año ha llevado a cabo la reconversión de unidades y se ha reorientado a la producción de materiales de alto valor añadido.

 

El buen desempeño del Downstream durante el primer semestre del año ha permitido a la compañía revisar al alza su estimación de EBITDA anual para esta unidad de negocio, hasta cerca de 3.000 millones de euros.

 

GAS NATURAL FENOSA

 

El resultado neto ajustado de Gas Natural Fenosa ascendió en el primer semestre a 227 millones de euros, inferior al del ejercicio anterior ante la ausencia de plusvalías como las generadas por la venta del negocio de telecomunicaciones realizada en el segundo trimestre de 2014. La contribución de CGE-Chile permitió compensar las menores aportaciones de la comercialización de gas y del negocio eléctrico en España.

 

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar