Coyuntura Internacional

Boletin Semanal

Suscribirse aqui

La provincia de Rivas, la meca de la energía eólica de Nicaragua



Managua.- Los fuertes vientos que azotan a la provincia de Rivas, en el sur de Nicaragua, han convertido a esta zona en la meca de la energía eólica del país, una de las renovables más limpias y más baratas

 Los fuertes vientos que azotan a la provincia de Rivas, en el sur de Nicaragua, han convertido a esta zona en la meca de la energía eólica del país, una de las renovables más limpias y más baratas. En la foto de archivo, vista del lago Cocibolca.

La provincia de Rivas, fronteriza con Costa Rica y a orillas del Gran Lago o Lago Cocibolca, acoge paradisiacas playas y a los tres parques eólicos que operan en Nicaragua y generan la quinta parte de la energía eléctrica que consume este país centroamericano.

Esa energía generada por la fuerza del viento se ha abierto espacio en esa provincia de Nicaragua, donde esta semana abrió oficialmente la tercera planta eólica, que generará 44 megavatios de energía.

Eolo de Nicaragua, de la compañía Globeleq Mesoamerica Energy, de capital centroamericano, funcionará con 22 aerogeneradores que aportarán 2 megavatios de energía cada uno al sistema nacional, dijo su gerente general, Mikael Karlsson, en la apertura de la planta.

Tercera en Nicaragua.

Ese parque eólico es el tercero que funciona en Nicaragua y al igual que los otros dos, está ubicado a orillas del Gran Lago, en la provincia de Rivas, en el sur de Managua.

El ministro de Energía y Minas, Emilio Rappaccioli, explicó a los periodistas que Nicaragua es uno de los países centroamericanos más viables para desarrollar la generación de energía a través del viento, con un potencial para explotar hasta 800 megavatios, cifra superior a la demanda nacional.

"Es cierto que la energía eólica tiene su máximo de generación en la temporada seca (verano), pero eso se compensa con los proyectos hidroeléctricos que funcionan cuando hay lluvias", matizó el funcionario.

Rappaccioli destacó que la generación de energía eólica es limpia, sostenible, reduce las emisiones de dióxido de carbono y es económicamente favorable por el ahorro que supone, al evitar la importación de búnker o fuel oil para alimentar las centrales térmicas, que generan energía a un costo más alto.

Según los especialistas, para que cada torre y sus hélices puedan operar se necesita que el viento tenga una velocidad de al menos 13 kilómetros por hora aproximadamente.

En Nicaragua funcionan el parque eólico Amayo, del consorcio Amayo, integrado por inversores nicaragüenses, guatemaltecos y estadounidenses, así como el proyecto La Fe-San Martín, de la empresa privada Blue Power & Energy, de capital nicaragüense, ambos ubicados en la provincia de Rivas.

Amayo inició operaciones en 2009 y en su primera fase aporta 40 megavatios de energía. Blue Power Energy "La Fe San Martín" opera desde julio de 2012, y genera 39,9 megavatios de energía limpia.

Eolo de Nicaragua, de la compañía Globeleq Mesoamerica Energy, tiene capacidad de producir 44 megavatios.

El 22 % de la energía consumida

Según el gerente en el país de Globeleq Mesoamerica Energy, Sean Porter, dependiendo de la fuerza del viento, los tres parques eólicos (Amayo, Blue Power y Eolo) pueden producir hasta el 22% de la energía que se consume en Nicaragua.

El inversionista destacó las cualidades de los vientos en la provincia de Rivas para la generación de esa energía.

"Aquí (en Rivas) hay un recurso increíble: el viento, esta es una tecnología limpia y renovable", resaltó el gerente general de Eolo, Jay Gallegos, cuya compañía sostiene que "el costo de la energía eólica representa la mitad de lo que cuesta la energía térmica".

La empresa mixta Alba de Nicaragua S.A. (Albanisa) también inició la construcción de la primera fase de un proyecto de generación eólica Albanisa-Rivas, conocido como Alba Vientos, en esa zona.

Según documentos oficiales, Albanisa, de capital venezolano-nicaragüense, invertirá 90 millones de dólares para construir un parque eólico con capacidad para generar 40 megavatios de energía con la fuerza del viento.

Nicaragua apuesta generar la mitad de la energía que consume a través de fuentes renovables para este año, principalmente de la producida con el agua, el calor de los volcanes y el viento, según las autoridades.

El informe Climascopio 2012 clasificó a Nicaragua en la segunda posición de los países más atractivos para las energías renovables en América Latina, solamente superada por Brasil.

FUENTE:
http://www.efeverde.com/contenidos/noticias/la-provincia-de-rivas-la-meca-de-la-energia-eolica-de-nicaragua

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar