Boletin Semanal

Suscribirse aqui

El caso australiano refleja un país marcado por los combustibles fósiles pero con un desarrollo importante aunque discontinuado a favor de las renovables. Por el momento, la mayor fuente renovable es la hidráulica y la eólica la segunda en perspectiva …

###

LEA: Australia, exportador neto de COMBUSTIBLES FÓSILES

EDICIÓN-51 | JULIO 2017

 

El caso australiano refleja un país marcado por los combustibles fósiles pero con un desarrollo importante aunque discontinuado a favor de las renovables. Por el momento, la mayor fuente renovable es la hidráulica y la eólica la segunda en perspectiva …

 

Raúl Serrano

 

Australia es un país privilegiadoen materia energética. Se ha posicionado como uno de los mayo- res productores mundiales de energía y como un exportador neto de combustibles fósiles. De manera que exporta gran parte de su producción energética; principalmente carbón y gas natural, captando anualmente alrededor de 38.419 y 16.637 millones de A$, como refiere el ICEX de España.

 

Según esta fuente, el éxito energético de Australia se debe al bajo coste de la obtención de los recursos, puesto que cuenta con grandes reservas de diversos tipos de combustibles fósiles, y su extracción es relativamente sencilla gracias a que gran parte se encuentran muy cerca de la superficie terrestre. Además la sólida economía australiana ofrece una alta fiabilidad de suministro.

 

El documento de la Oficina Económica y Comercial de la Embajada de España en Sidney, refiere que la matriz energética de este país tiene un 86% de combustibles fósiles, con más de la mitad producida en centrales térmicas de carbón, que emiten gran parte de los gases que provocan el efecto invernadero.

 

GRAN EXTENSIÓN, BAJA DENSIDAD

 

Refiere que a causa de su gran extensión y baja densidad demográfica, el sector eléctrico australiano está dividido en diferentes mercados, sin una red de conexión nacional. En este marco, el mercado principal, NEM (National electricity Market) abastece a los estados de Queensland (QLD), Nueva Gales del Sur (NSW), Victoria (VIC), Australia Meridional (SA) y Tasmania (TAS).

 

Asimismo, da cuenta de que en la otra costa se encuentra el segundo mercado SWIS (South West Interconnected System) cubriendo la zona cercana a Perth, capital de Australia Occidental (WA). Existe otro pequeño mercado al norte de este estado llamado NWIS (North West Interconnected System).

 

Agrega que el resto de la región, así como Territorio Norte (NT) no disponen de sistemas de redes interconectadas, por lo que es necesario considerar por separado la realidad de cada uno de los estados y sus normativas estatales. Aunque el Gobierno está intentando aunar esfuerzos para unificar la legislación en materia energética, la autonomía estatal es aún significativa en el país.

 

DE LAS RENOVABLES

 

Probablemente debido a sus importantes reservas de combustibles fósiles, Australia no ha desarrollado significativamente la energía renovable. El ICEX indica que actualmente se generan alrededor de 32.500 GWh de energía renovable, que corresponde al 14,76% de la producción total de energía.

 

Con todo, refiere que en 2013 y de forma circunstancial la generación hidráulica supero el 55% del total producido, siendo la energía eólica predominante en el sector renovable australiano aunque confrontada al desarrollo de la solar que estaría abarcando cada vez más un mayor mercado, gracias al desarrollo de su tecnología.

 

Según esta fuente, la eólica ha debido confrontar, además, un movimiento en contra de los aerogeneradores, lo que ha causado que varios estados australianos hayan desarrollado normativas que dificultan, tanto a nivel burocrá- tico como físico, el establecimiento de nuevos parque eólicos.

 

Se advierte que Australia posee un gran potencial de producción renovable que no está siendo suficientemente desarrollado debido a la dependencia de la industria del carbón, dice el ICEX. De la misma forma, indica que los avances dados en la extracción de gas natural licuado (LNG) van a complicar la inversión en soluciones limpias.

 

…la industria renovable y, en concreto la eólica, se encuentra en fase de recuperación…”

 



“Mantener el objetivo RET y fomentar las energías limpias, además de crear empleos y diversificar fuentes de generación, mitigaría las emisiones de efecto invernadero, satisfaciendo los requisitos internacionales”, precisa.

 

Según el ICEX, aunque a corto plazo no parece factible la inversión en nuevas plantas renovables, a largo plazo parece que es innegable la tendencia global hacia el Low Carbon Future (futuro bajo en carbono). En esta línea asegura que la bajada en la demanda causada por la externacionalización de varias industrias y la aparición de soluciones de eficiencia energética, se verá compensada con el crecimiento demográfico urbano de Sydney, Melbourne, Brisbane y Perth.

 

Por el momento, la agencia federal de estadísticas, Australian Bureau Statistics, prevé que Australia duplique su población para 2050, lo que incrementará de forma considerable la demanda de energía, mientras se ha consolidado su imagen como importante promotor de la energía eólica que hasta enero de 2015 habia genenerado 9.777 GWh, contando con 71 plantas operativas y una capacidad instalada de 3.807 MW.

 

En este marco si bien Australia tiene un alto componente de fuentes fósiles en su matriz energética, el índice de penetración de la energía eólica es especialmente elevado en Australia Meridional (29% de la capacidad instalada, 38% de la electricidad producida y 17 parques operativos), como se puede observar en el gráfico 1.

 

En este marco y pese a la fuerte presencia de los combustibles fósiles en su matriz energética, no se puede obviar el avance de las energías renovables desde los 826 GWh de 2007 hasta los 1.713 de la actualidad así como el uso de centrales de ciclo combinado (gas/diésel) que eran inexistentes hasta 2010 y hoy producen 957 GWh.

 

PERSPECTIVAS DE LAS RENOVABLES

 

Al momento, la industria renovable y, en concreto la eólica, se encuentra en fase de recuperación en Australia tras la incertidumbre acerca de su futuro que trajo consigo la eliminación del Carbon Tax y, sobre todo, por la demora en la aprobación de nueva normativa al respecto. Asimismo, se observa una mayor atención a las determinaciones de la cumbre del clima de París, lo que hace prever que la tendencia global de la Low Carbon Future (futuro con baja emisión de carbono) siga hacia delante en este país.

 

Como se puede ver en el gráfico 2, el sector eólico aumentará su cuota respecto al resto de alternativas y aunque se espera que el gas domine el mercado, es inminente la tendencia hacia alternativas renovables, mientras que el carbón irá desapareciendo progresivamente, según el Departamento de Economía de Recursos y Energía (BREE).

 

¿OBSTÁCULOS A LA INVERSIÓN?

 

De acuerdo al ICEX, a priori, no existe ningún obstáculo expreso hacia la inversión extranjera en el sector de las energías renovables, tal como puede ocurrir en los sectores de aviación civil, las telecomunicaciones o la banca. Indica que en este sentido, las autoridades australianas están incentivando la inversión extranjera en este sector, conscientes tanto de la importancia del know-how que aportan algunas empresas del sector como de que sin el apoyo de la IED no serán capaces de cubrir los objetivos 20/20 enunciados en sus planes de desarrollo en un país donde por el momento la principal energía renovable es la hidroeléctrica.

 

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar