Coyuntura Nacional

Boletin Semanal

Suscribirse aqui

Capitales chinos se adjudican el proyecto cruceño Rositas

El Gobierno ya eligió a la empresa que se hará cargo de la construcción y puesta en marcha del proyecto hidroeléctrico Rositas en el departamento de Santa Cruz.


Se trata de la Asociación Accidental Rositas (AAR) que tiene capitales chinos o sea que el gigante asiático financiará la megaobra.
Desde el Ejecutivo informaron de que mañana se realizará la firma de contrato con esa empresa, para la ejecución de ingeniería, suministro y construcción, montaje, prueba y puesta en marcha del proyecto hidroeléctrico Rositas, bajo la modalidad EPC, llave en mano.

El argumento de ENDE
De acuerdo con Eduardo Paz, presidente de la Empresa Nacional de Electricidad (ENDE), la firma con la AAR es de carácter definitivo y que el acuerdo permitirá, primero, iniciar los trámites de financiamiento ante el Eximbank de China, y segundo tener la posibilidad de agregar adendas al contrato.

En cuanto a las modificaciones, Paz dijo que podrían surgir una vez que la empresa Eptisa, encargada de realizar el trabajo a diseño final, termine su trabajo en febrero de 2017.

“Las adendas pueden estar referidas a monto de inversión, ubicación final de la obra, tiempo de construcción y otros cambios. Eso la empresa adjudicataria lo debe aceptar”, aseguró Paz.

Cuando se le consultó porqué no se esperaba el informe final de Eptisa para firmar el contrato, Paz argumentó que procedían así porque hay dos decretos que exigen a ENDE realizar el acuerdo sin más demora porque, para el Gobierno, Rositas es de interés nacional.
“Puede que la empresa no acepte las adendas, si eso pasa el Estado se quedará con los $us 5 millones que la firma depositó como boleta de garantía. Pero esperamos que eso no suceda y se siga con lo programado”, dijo Paz.

Cautela

José Luis Parada, asesor de la Gobernación de Santa Cruz, se mostró sorprendido por la firma de contrato que el Gobierno a través de ENDE realizará mañana.

Según Parada, el acuerdo no tendrá la información final de cuánto costará la obra, en qué lugar preciso se la construirá, cuántas hectáreas se verán afectadas por las inundaciones y a cuánto ascenderá las indemnizaciones, entre otros detalles.

“Considero que es un tema político, que ENDE busca acelerar los pasos, pero es importante saber que con esta firma no empiezan las obras. Para ello falta el informe final y contar con el dinero”, subrayó Parada, que calculó que a fines de 2017 recién se iniciarán los trabajos.

FUENTE: EL DEBER

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar