Coyuntura Internacional

Boletin Semanal

Suscribirse aqui

Grupos indígenas advierten de que se opondrán a la construcción de oleoductos




Toronto (Canadá).- Grupos indígenas de Canadá y Estados Unidos advirtieron hoy de que se opondrán a la construcción de los oleoductos Northern Gateway y Keystone XL en los dos países, tanto por medios legales como por otras formas de acción.

Diez grupos de los territorios en Canadá y Estados Unidos afectados por los oleoductos propuestos celebraron una rueda de prensa en Ottawa en la que señalaron que la oposición entre los indígenas a los proyectos petrolíferos en la región está creciendo "rápidamente".

Uno de los jefes tribales presentes en la conferencia de prensa, Allan Adam de la tribu athabasca de Canadá, advirtió de que va a ser un verano "largo y caliente" en referencia a las acciones que los aborígenes están preparando para cuando finalice el invierno.

"No importa si el primer ministro canadiense Stephen Harper o el presidente estadounidense Barack Obama aprueban o no los oleoductos de Enbridge, Kinder Morgan o Keystone XL, no pasarán a través de nuestros territorios aborígenes bajo ninguna condición o circunstancia", dijo el Jefe Phil Lane de los sioux de Dakota (Estados Unidos).

El Jefe Martin Louie, de la tribu nadleh whut'en en Canadá, dijo a su vez que "forzar estos proyectos infringirá nuestras leyes indígenas y nuestros derechos de toma de decisión de acuerdo con la Constitución de Canadá y la ley internacional".

"Hemos dijo 'no' y solicitamos al Gobierno canadiense que reconozca y respete nuestras decisiones", añadió Louie.

El ministro de Recursos Naturales de Canadá, Joe Oliver, rechazó hoy las peticiones de los grupos indígenas y en declaraciones a la televisión pública canadiense CBC dijo que los proyectos son buenos para los aborígenes.

"Es una oportunidad para transformar muchas comunidades aborígenes que sufren elevado desempleo desde hace mucho tiempo", dijo Oliver.

Las arenas bituminosas

El desarrollo de las arenas bituminosas de la provincia de Alberta, una de las mayores reservas de petróleo del mundo, es un creciente problema para Canadá.

El crudo está contenido en arenas bituminosas que producen un petróleo pesado tras un costoso proceso de separación que es uno de los mayores emisores de gases con efecto invernadero del país.

Grupos medioambientales han dicho que Canadá se retiró del Protocolo de Kioto en 2012 -el único país que lo ha hecho- para desarrollar sin limitaciones sus reservas petrolíferas.

Sin embargo, el Gobierno canadiense considera que la explotación masiva de las reservas de Alberta es fundamental para el crecimiento económico del país y ha dado prioridad a su desarrollo.

Dos oleoductos

Los dos elementos claves de esta estrategia son la construcción del oleoducto Keystone XL en Estados Unidos para llegar a las refinerías situadas en el sur del país, y el oleoducto Northern Gateway hacia la costa del Pacífico para facilitar su exportación masiva hacia China.

Pero grupos medioambientales, grupos indígenas e incluso el Gobierno de Estados Unidos han expresado su preocupación por el impacto ecológico de los proyectos.

Lane dijo que los indígenas "van a parar estos oleoductos de una forma u otra".

El Gobierno canadiense ya se ha enfrentado a un invierno de descontento entre las comunidades indígenas del país después de presentar medidas legislativas que afectarán su capacidad de gestionar sus territorios tradicionales.

Durante semanas, Theresa Spence, una líder indígena de Ontario, se declaró en huelga de hambre frente el Parlamento de Canadá a la vez que indígenas de todo el país convocaban manifestaciones, protestas y bloqueos de carreteras y vías férreas.

Influyentes líderes indígenas advirtieron de que estaban dispuestos a realizar acciones que provocarían problemas económicos al país. 
FUENTE:

http://www.efeverde.com/contenidos/noticias/grupos-indigenas-advierten-de-que-se-opondran-a-la-construccion-de-oleoductos

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar