Coyuntura Nacional

Boletin Semanal

Suscribirse aqui

Hoy arranca la primera consulta previa para explotación minera


Transcurrido un año de la promulgación de  la nueva Ley de Minería y Metalurgia,  el país retomará el proceso de consulta previa a las poblaciones donde se realizarán operaciones mineras. El proceso comenzará hoy  en el municipio Antequera (Oruro), zona rica en complejos.


En aplicación a la norma, la Autoridad Jurisdiccional Administrativa Minera (AJAM) será  la encargada de realizar el procedimiento. Hasta 2016 se prevé consultar a por lo menos   100 regiones productoras de minerales.
 "El lunes (hoy) estamos iniciando el primer proceso de consulta previa, anteriormente nunca se lo hizo, sólo había en el sector de hidrocarburos. Es una disposición constitucional y que está contemplada en la Ley de Minería”, informó el director jurídico de la AJAM, José Encinas.

 De acuerdo con la explicación, hasta 2016 se prevé concluir por lo menos con un centenar de preguntas, una por semana. El procedimiento establece que una vez dictado el inicio del proceso, se tiene 20 días para iniciar la audiencia entre el productor y los pobladores del lugar; si en la primera no se llega a un acuerdo, se hará reuniones hasta una tercera vez y la  última instancia que dirimirá será el ministerio, mediante resolución ministerial. 

 Encinas anticipó que la solicitud para iniciar operaciones en Antequera, en 10 cuadrículas,  fue presentada por la Cooperativa Minera Monserrat Ltda., para explotar complejos de plomo, plata y zinc. La comunidad aledaña a la zona minera es Huacuyo.
 La estatal reguladora tiene un presupuesto inicial de 1,5 millones de bolivianos para iniciar el proceso de consultas, las  que se harán a todas las nuevas solicitudes.

La disposición

A diferencia del Código de Minería y la nueva Ley de Minería, en este último señala que la anterior norma  ignoraba a otros sectores sociales como los pueblos indígena-originario-campesino, dando prioridad a las empresas transnacionales.

Además, la nueva ley garantiza el derecho a la consulta previa, contemplada en la Constitución. La AJAM debe consultar  a los pueblos indígena-originario-campesino y población afectada  antes de asumir determinaciones administrativas de otorgación de derechos mineros, mediante la suscripción de contratos.
 
Las otras  atribuciones de la AJAM
Fin La Autoridad Jurisdiccional Administrativa Minera tiene el objetivo de regular las actividades minero-metalúrgicas, asimismo, debe determinar una nueva estructura institucional, atribuciones y procedimientos de la jurisdicción minera.

Registro También se incorporó la tarea de registro del territorio nacional. La AJAM es una entidad autárquica con personalidad jurídica y patrimonio propio. Es una institución estratégica, de acuerdo a  la Ley de Minería.
 
Punto de vista


Héctor córdovaExpresidente de Comibol


 "Recursos deben ser para desarrollo”


La consulta previa es un derecho de los dueños de los territorios, reconocido por la Constitución Política del Estado. Esta consulta es previa a la iniciación de las operaciones mineras, no previa a la decisión del Estado de hacer minería.
La Ley 535 ha establecido un procedimiento, una forma y un plazo para llegar a acuerdos. En este marco, la AJAM, por primera vez, se hace cargo de convocar y dirigir la consulta. En anteriores ocasiones, y siguiendo el mandato constitucional, la Comibol llevó a cabo varios procesos de consulta antes de iniciar operaciones mineras en determinados lugares, como Andavilque y Capuratas, Karachipampa.


 Este derecho de las poblaciones afectadas debe sentar las bases para que los excedentes que genere la minería sirvan para financiar el desarrollo local.  No son pocos los pueblos que, una vez terminadas las operaciones mineras, se convirtieron en pueblos fantasmas.


 Las comunidades esperan que las riquezas que se encuentran en los subsuelos de su territorio sean el trampolín para el salto hacia el desarrollo, por eso la consulta previa a las operaciones mineras tiene que dar la tranquilidad necesaria a la comunidad y al operador, la confianza y la seguridad de que su trabajo servirá no sólo para enriquecerle, sino para potenciar cambios positivos.

FUENTE: PAGINA SIETE

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar