Coyuntura Internacional

Boletin Semanal

Suscribirse aqui

Entérese cómo A. Latina se encuentra en la jugada del prometedor mercado del esquisto


Crece notablemente el número de países (42), además de los EE.UU., de cuencas sedimentarias (95) y formaciones geológicas (137), donde se encuentran recursos de petróleo y gas en lutitas (o esquistos para algunos) a escala planetaria, señala el ingeniero, analista petrolero, docente del área y miembro del Centro de Orientación de Energía (Coener), Diego González Cruz.
 
 
Con sus reservas, América Latina está en la jugada, y pese a que muchas naciones están aún en una fase primaria de prospección o evaluación de sus economías, están apostando por esos recursos hacia un futuro no tan lejano, y no para la exportación, sino que para desarrollar el concepto de seguridad energética, comenta el experto.
 
Según estimaciones de la oficina de Administración de Energía de los Estados Unidos (EIA por sus siglas en inglés), las reservas técnicamente recuperables de gas natural en lutitas en el mundo llegan a 7.299 billones de pies cúbicos (BPC), recordando que las de gas natural “convencional” suman 6.614 BPC.

Las reservas de petróleo en lutitas, por su parte, ascienden a 337 millardos de barriles, recordando que las “convencionales” de los países industrializados son de tan solo 238,3 millardos de barriles y el total mundial “convencional” asciende es de 1.669 millardos de barriles.

Argentina. Países que no eran productores importantes de hidrocarburos, como Argentina, han llegado a la cuantificación de ingentes recursos de gas y petróleo de lutitas.

Argentina, por ejemplo, cuyas reservas se calculan en 802 billones de pies cúbicos, es el único país, después de Estados Unidos, que está produciendo gas en lutitas.

Los taladros que perforan la zona de Neuquén, en el rico yacimiento Vaca Muerta, que en soledad podría satisfacer el consumo de esa nación por unos 400 años, con su gas natural no convencional, elevó su producción 8 veces desde 2013.

Lo agresivo del desarrollo, explica el analista Diego González Cruz, se evidencia en el enorme número de empresas que operan en la zona.

Empresas nacionales y extranjeras de alto calado, ya son parte del paisaje de Neuquén. Entre las operadoras se encuentran: YPF, ExxonMobil, Chevron, Shell, Dow Argentina, Pan American Energy, Pluspetrol, Total, Petronas, Tecpetrol, Gazprom, Petrobras Argentina, Apache y 8 mas pequeñas.

Mientras que entre las compañías de servicios se pueden mencionar: Schlumberger, Weatherford, Halliburton, Sinopec, Tenaris, Baker Hughes, Calfrac, Cummins, entre otras.

“Lo que vamos a ver en muchos de los países que se decidan explotar las lutitas, como lo es el caso de Argentina, es que están produciendo no es por el exportar gas y petróleo, es por el concepto de la seguridad energética. Argentina no quiere depender más del gas boliviano que hoy reciben y que vale US$15 el millón de BTU”, comenta en docente.

Estas son las razones por las cuales, dice González Cruz, el Gobierno argentino debió modificar sus normativas y flexibilizar muchas de ellas.

México. México tiene muchas posibilidades de convertir sus recursos en reservas y producirlos con su reforma energética, apunta el analista y comenta que esa nación tiene la ventaja de que el área de lutitas, colinda con uno de los campos más importantes de Estados Unidos que es el Eagle Ford, en el estado de Texas.

México posee recursos técnicamente recuperables de crudo en lutitas y condensados de 13.100 millones de barriles y de gas en lutitas de 545 billones de pies cúbicos.

Colombia. En Colombia, cuyo desarrollo en materia de hidrocarburos ha sido contra el tiempo, se otorgaron licencias exploratorias en el valle Magdalena medio, sin embargo, los resultados han sido muy modestos, pese a que 19 bloques pueden tener algún potencial.

Pese a ello en la ronda 2012-2013 se otorgaron 6 bloques que quedaban sin entregar, y se encuentran presentes empresas petroleras de la talla de Canacol Energy, ConocoPhillips, ExxonMobil, Shell, Lewis Energy, Vetra y Sintana Energy.

La EIA estima que las reservas técnicamente recuperables sumas en esa nación de 6,8 millardos de barriles de petróleo en lutitas y 55 BPC de gas en lutitas.

Venezuela. Todos los recursos de lutitas están ubicados en el Occidente del país, en las formaciones La Luna, Capacho y Río Negro de la Cuenca de Maracaibo, áreas que se sabe no son comercialmente explotables, debido a las grandes profundidades, y a la cantidad de energía que deben usarse para explotar esos recursos.

Opina que no tendría ningún sentido producirlas teniendo tanto petróleo convencional.

Bolivia, Brasil y Chile. Bolivia tiene reservas técnicamente recuperables modestas: de petróleo y condensados unos 600 millones de barriles y de gas 36 BPC, sin embargo, hasta ahora no hay en vista explorarlas.

Brasil tampoco tiene por ahora una hoja de ruta para explotar las lutitas, sus reservas de crudo y condensados suman unos 5.300 millones de barriles y 245 bpc de gas natural. Brasil está concentrado en sus proyectos en el Atlántico.

Chile tiene reservas modestas en la zona de Tierra del Fuego, en la formación austral Magallanes. En junio de 2013 comenzó actividad para producir gas natural para alimentar la plantas eléctricas del Sur de Chile.

La EIA estima las reservas técnicamente recuperables de esa nación en 2.300 millones de barriles de petróleo y condensados, mientra que de gas se calculan 48 BPC.


Uruguay. Uruguay comenzó una ronda en el océano Atlantico, con la que han tenido éxito. Y anuncian un nuevo ciclo para el desarrollo de lutitas en tierra firme. Los recursos que se estiman en la zona equivalen a 600 millones de barriles de crudo y cndensados y 2,0 BPC de gas natural. La petrolera estatal Ancap ha publicado avisos tras la búsqueda de recursos humanos como geólogos, físicos, ingenieros de diversas disciplinas, con la promesa de salarios en torno a los US$12.000 mensuales.

FUENTE: AMERICA ECONOMÍA

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar