Coyuntura Internacional

Boletin Semanal

Suscribirse aqui

Vehículos eléctricos en Ecuador empezarán a funcionar en el segundo semestre de este año

Quito. A partir del segundo semestre de este año los ecuatorianos ya podrán disponer en el mercado de vehículos 100% eléctricos, eso luego de que el gobierno y los sectores privados llegaran a un acuerdo para eliminar los aranceles en la importación de autos de ese tipo, como parte del cambio de la matriz energética que se impulsa en el país andina.

De acuerdo al Convenio Marco para la Promoción, Comercialización y Perspectivas de Fabricación de Baterías y Vehículos Eléctricos en la República del Ecuador, las empresas que manejan marcas como Nissan, Renault, KIA y BYD introducirán el vehículo eléctrico (VE) en el mercado local y aportarán al desarrollo de la infraestructura, servicio posventa y manejo de las baterías recargables de los automotores.

Uno de los beneficios de este tipo de autos radica en que el precio que los conductores deberán pagar por la electricidad consumida para cargarlos será inferior a lo que se paga en la actualidad por combustible.

Ramiro Cornejo, subgerente de la empresa Kia Motors en Ecuador explicó que “el costo que va a tener el kilovatio hora será de US$1,50, aproximadamente, y con eso se puede recorrer cien kilómetros mientras que con la misma cantidad en gasolina apenas se puede recorrer 60 kilómetros”.

Conducir un vehículo eléctrico es distinto a manejar uno a gasolina. Para encenderlo el chofer solo debe aplastar el botón Power y colocar la palanca en drive, no emite ningún tipo de sonido al acelerar y el motor casi no suena. Tiene la misma potencia de un automóvil con motor 1.600, pero con más fuerza.

Además, los usuarios no se preocuparán más por realizar cambios de aceite, filtros de gasolina o de aire. Los automóviles eléctricos solo necesitan mantenimiento en frenos, amortiguadores y llantas y según Cornejo, “el precio del vehículo por la carga con electricidad es un 30% más económica”.

El ministro coordinador de la Producción, Richard Espinosa, explicó en días anteriores que el objetivo de implementar este tipo de autos “es que el Ecuador se convierta en el primer país de Latinoamérica en el que se puedan fabricar vehículos eléctricos para el consumo local y para la exportación”.
 
En declaraciones a la prensa, el funcionario manifestó que para cumplir con ese objetivo ya se realizó estudios en los que se determinó que para lograr la instalación de un una fábrica de vehículos eléctricos en Ecuador se necesita que los usuarios “consuman 15.000 vehículos eléctricos al año”.

En caso de lograr esa meta, “se podrá fabricar baterías y vehículos eléctricos para exportar a la región”, aseveró el ministro Espinosa.

¿Cómo funciona la carga de vehículos eléctricos? A decir de Cornejo, para cargar un auto eléctrico el usuario “necesita tener una carga de 220 Kilovatios/hora que es la misma que se usa para una lavadora, secadora o la cocina de inducción”, es decir que no implica una carga económica extra.

La batería con carga completa de un auto de ese tipo permite recorrer 200 kilómetros. Las empresas dedicadas a la fabricación y comercialización de autos, en conjunto con el gobierno, han realizado estudios que determinan que un ciudadano común recorre 40 kilómetros diarios, lo que implica que con una carga completa se puede recorrer una semana sin problema.

El funcionamiento de la carga es una de las dudas más frecuentes de los usuarios. Al respecto, el experto señaló que el vehículo en su pantalla multimedia indica el porcentaje de carga. Lo recomendable sería cargar el auto cuando la batería esté casi agotada. “Es como una computadora, si la batería está conectada mucho tiempo se puede dañar”, explicó.

Electrolineras en puntos claves. Como parte del plan de renovación de la matriz energética el gobierno ecuatoriano también trabaja acciones para establecer distintos puntos de carga de vehículos eléctricos a las que denominará electrolineras.

“Las autoridades están trabajando para establecer cuáles deben ser las distancias en donde deben estar ubicadas las electrolineras”, explicó Cornejo.

A pesar de que en un primer momento se fomentará el proceso de carga en los hogares, las autoridades explicaron que en las Electrolineras existirán dos dispositivos, aquellos que permiten cargar el vehículo en cuatro horas y las que permiten cargar en 30 minutos. La construcción de estas costará entre 20.000 y 40.000 dólares.

También se prevé colocar puntos de carga en lugares estratégicos como centros comerciales o restaurantes para que los vehículos se carguen mientras los usuarios realizan sus actividades.

El precio de los autos eléctricos iría desde los US$35 a US$40 mil. Los plazos de financiamiento los determinará cada concesionario.

FUENTE: AMERICAECONOMIA

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar